En este momento estás viendo Cliente

¿Qué es un cliente?

Un cliente es una persona o empresa que compra bienes o servicios de otra empresa. Los clientes son importantes porque generan ingresos; sin ellos, las empresas no pueden seguir existiendo. Todas las empresas compiten con otras empresas para atraer clientes, publicitando agresivamente sus productos, bajando los precios para expandir su base de clientes o desarrollando productos y experiencias únicas que los clientes adoran, según Apple, Tesla, Google o TikTok.

Conclusiones clave

  • Los clientes son personas y empresas que compran bienes y servicios de otra empresa.
  • Para comprender cómo satisfacer mejor las necesidades de sus clientes, algunas empresas monitorean de cerca sus relaciones con los clientes para identificar formas de mejorar el servicio y los productos.
  • La forma en que las empresas tratan a sus clientes puede darles una ventaja competitiva.
  • Si bien los consumidores pueden ser clientes, los consumidores se definen como aquellos que consumen o utilizan bienes y servicios del mercado.

Comprensión de los clientes

Las empresas suelen rendir homenaje al dicho «el cliente siempre tiene la razón» porque es más probable que los clientes satisfechos retribuyan a las empresas que satisfacen o superan sus necesidades. Como resultado, muchas empresas monitorean de cerca las relaciones con sus clientes para buscar comentarios sobre los métodos para mejorar las líneas de productos. Los clientes se clasifican de muchas formas. Los clientes generalmente se clasifican como clientes externos o internos.

Los clientes externos están desconectados de las operaciones comerciales y, a menudo, son las partes interesadas en comprar los bienes y servicios finales que produce una empresa. Los clientes internos son personas o empresas que están integradas en las operaciones comerciales, y que a menudo existen como empleados u otros grupos funcionales dentro de la empresa.

Estudiar a los clientes

Las empresas a menudo estudian los perfiles de sus clientes para afinar su enfoque de marketing y adaptar su inventario para atraer la mayor cantidad de clientes. Los clientes a menudo se agrupan según sus datos demográficos, como la edad, la raza, el género, la etnia, el nivel de ingresos y la ubicación geográfica, lo que puede ayudar a las empresas a obtener información sobre el «cliente ideal» o la «personalidad» del cliente «. Esta información ayuda a las empresas a profundizar las relaciones con los clientes existentes y llegar a las poblaciones de consumidores no utilizados para aumentar el tráfico.

Los clientes son tan importantes que los colegios y universidades ofrecen cursos de comportamiento del consumidor dedicados al estudio de sus patrones de comportamiento, preferencias e idiosincrasias. Se centran en por qué las personas compran y utilizan bienes y servicios y el impacto que tienen en las empresas y las economías. Comprender a los clientes permite a las empresas crear campañas de marketing y publicidad efectivas, ofrecer productos y servicios que aborden necesidades y deseos, y retener clientes para la repetición de negocios.

Servicio al Cliente

El servicio al cliente, que busca garantizar experiencias positivas, es fundamental para lograr una dinámica exitosa entre proveedores y clientes. La lealtad en forma de reseñas favorables en línea, referencias y negocios futuros se puede perder o ganar en función de una buena o mala experiencia de servicio al cliente. En los últimos años, el servicio al cliente ha evolucionado para incluir interacciones en tiempo real a través de conversaciones de mensajería instantánea, mensajes de texto y otros medios de comunicación. El mercado está saturado de empresas que ofrecen productos y servicios iguales o similares. Lo que los distingue es el servicio al cliente, que ahora es una base competitiva para la mayoría de las empresas. Esta es una característica clave de Sigma Six.

Clientes vs consumidores

Los términos cliente y consumidor son casi sinónimos y a menudo se usan indistintamente. Sin embargo, existe una pequeña diferencia. Los consumidores se definen como personas o empresas que consumen o utilizan bienes y servicios. Los clientes son los compradores dentro de la economía que compran bienes y servicios, y pueden existir como consumidores o individualmente como clientes.

Los clientes son diferentes de los agentes de compra, que utilizan capital corporativo para comprar bienes al por mayor para uso comercial o industrial.