fbpx
Contabilidad/ Finanzas Corporativas y Contabilidad

Cómo calcular los saldos de crédito y débito en un libro mayor

Un libro mayor sirve como registro de todas las cuentas de una empresa y las transacciones realizadas en ellas. El saldo del libro mayor consiste en restar el número total de débitos del número total de créditos. Para calcular los créditos y débitos correctamente, primero se deben entender algunas reglas.

Conclusiones clave

  • Un libro mayor es un registro de todas las cuentas de una empresa y sus transacciones.
  • Equilibrar un libro mayor implica restar el total de débitos del total de créditos.
  • Está destinado a ingresar todas las cuentas de débito en el lado izquierdo del libro mayor y los créditos en el lado derecho.
  • Para que un libro mayor esté equilibrado, los créditos y débitos deben ser iguales.
  • Los débitos aumentan en las cuentas de activos, los costos y dividendos, y los créditos disminuyen.
  • Los créditos de pasivo, las cuentas de ingresos y patrimonio aumentan y los débitos disminuyen.

Cómo calcular los saldos

Para comenzar, ingrese todas las cuentas de débito en el lado izquierdo del balance y todas las cuentas de crédito a la derecha. Incluya el saldo de cada uno. Piense en la cuenta de débito a la que afecta cada transacción y si esa cuenta eventualmente aumenta o disminuye. Por ejemplo, ¿reduce el inventario o aumenta el efectivo? Finalmente, calcule el saldo de cada cuenta y actualice el balance.

Cuando haya terminado, verifique que se acrediten débitos iguales para asegurarse de que los libros estén equilibrados. Otra forma de asegurarse de que los libros estén equilibrados es crear un balance de prueba. Esto significa enumerar todas las cuentas en el libro mayor y los saldos de todos los débitos y créditos. Al calcular los saldos tanto para los débitos como para los créditos, los dos deben coincidir. Si las cifras no son las mismas, algo falta o es engañoso y los libros no están equilibrados.

Reglas importantes a seguir

Primero, los débitos deben tener créditos iguales al final. Si bien esto puede resultar confuso al principio y puede resultar tentador utilizar números positivos y negativos para contabilizar las transacciones, en última instancia, la relación de débito y crédito articula con mayor precisión lo que sucede en los negocios.

En segundo lugar, los débitos, costos y dividendos de la cuenta de activos aumentan y los créditos disminuyen. Puede ser útil usar el mnemónico DEAD para recordar esto. D.aumento de ebits MI.gastos UNA.ssets, y D.ividends.

En tercer lugar, ocurre lo contrario para las cuentas de pasivo, ingresos y patrimonio. Estos aumentan los créditos y reducen los débitos. El dinero para recordar esta relación es GIRLS Accounts provocando un aumento GRAMO.ains, I.ncome, R.noche, L.Habilidades, y S.equidad de las partes interesadas.

Debido a que estos tienen el efecto contrario en las cuentas complementarias, en última instancia, los créditos representan los débitos e indican que las cuentas están equilibradas. Todas las transacciones pueden describirse utilizando el formato de débito / crédito, y los libros deben mantenerse en equilibrio para que todos los débitos se correspondan con el crédito correspondiente.

Practicas de contabilidad

El software de contabilidad como QuickBooks, FreshBooks y Xero son útiles para equilibrar los libros, ya que dichos programas marcan automáticamente las áreas en las que falta el crédito o débito correspondiente. La mayoría de las empresas que manejan todo esto tendrán un contador interno, pero si usted está manejando sus propias finanzas, es una buena idea ejecutar números importantes a través de un consultor contable externo, como un contador público certificado (CPA) o un agente registrado (EA). .

Un débito sin un crédito correspondiente se denomina débito pendiente. Esto puede suceder cuando se ingresa una entrada de débito en el lado del crédito o cuando se adquiere una empresa pero esa transacción no se registra. De manera similar, un boleto de crédito puede ingresarse en el libro mayor cuando se realiza un depósito, pero requiere un boleto de débito compensado, al mismo tiempo o poco después, para equilibrar los libros.