fbpx

¿Qué es una reacción?

En el análisis técnico, una reacción es la reversión de una tendencia a corto plazo en el movimiento del precio de un valor. Las reacciones a menudo se asocian con un movimiento a la baja en el precio de los valores después de un período de movimiento al alza, a menudo en respuesta a noticias o datos publicados. Es probable que las reacciones sean leves y provoquen un ligero aumento o disminución del precio, en lugar de un gran cambio en el valor.

Una reacción es como una corrección o reversión, pero no tiene la misma intensidad o longevidad.

Conclusiones clave

  • Una reacción es una breve pausa o reversión en la acción del precio de una acción o de un producto básico, a menudo con la publicación de noticias o datos.
  • La duración de la reacción generalmente dura solo unas pocas sesiones seguidas, y habrá una reversión o corrección más profunda y de más largo plazo.
  • Las reacciones pueden proporcionar un punto de entrada para los operadores que buscan ingresar a una posición donde otros indicadores técnicos siguen siendo alcistas.

Entender las reacciones

Por lo general, se considera que las reacciones son positivas para la salud general del mercado, ya que los aumentos de precios sobresalientes pueden generar inflación o provocar una caída de precios aún mayor si una empresa no cumple con las expectativas. Es probable que una reacción evite eventos como una venta o una ejecución de gran volumen en fechas posteriores.

Cuando una acción tiene una reacción a la baja en el precio, a menudo se debe a noticias negativas. Las noticias negativas a menudo hacen que las personas vendan acciones. Los informes de ganancias negativas pueden incluir noticias negativas, mal gobierno corporativo, incertidumbre económica y política, así como eventos imprevistos desafortunados que se traducirán en presión de venta y caída de los precios de las acciones.

Por otro lado, las noticias positivas generalmente harán que las personas compren acciones. Los informes de ganancias positivos, el aumento del gobierno corporativo, los nuevos productos y adquisiciones, así como los indicadores económicos y políticos positivos generales, pueden ser una presión impulsora y un aumento en el precio de las acciones en noticias positivas. Por ejemplo, el aterrizaje de un huracán podría provocar una caída en las existencias de servicios públicos. Mientras tanto, dependiendo de la gravedad de la tormenta, las acciones de seguros también podrían dar un gran golpe a las noticias.

Reacciones y reportajes de noticias

Las reacciones y los retrocesos implican que la seguridad se mueva desde sus picos, pero las reacciones son temporales y los retrocesos a más largo plazo. Entonces, ¿cómo pueden los traders distinguir entre los dos?

La mayoría de las reversiones implican algún cambio en los elementos básicos de seguridad que obligan al mercado a revaluar su valor. Por ejemplo, una empresa puede reportar ganancias catastróficas que obliguen a los inversionistas a recalcular el valor actual neto de una acción. De manera similar, podría ser una liquidación negativa, un nuevo competidor que lanza un producto o algún otro evento que tendrá un impacto a largo plazo en la compañía subyacente de la acción.

Estos eventos, ya que tienen lugar fuera del gráfico, por así decirlo, se verán a lo largo de varias sesiones e inicialmente parecerán una reacción. Por esta razón, los operadores utilizan promedios móviles, tendencias y bandas de negociación para señalar cuando una reacción continúa y corren el riesgo de entrar en territorio de reversión.