En este momento estás viendo Realidad aumentada

¿Qué es la realidad aumentada?

La realidad aumentada (AR) es una versión mejorada de la vida física real que se logra mediante el uso de elementos visuales digitales, sonido u otros estímulos sensoriales entregados a través de la tecnología. Es una tendencia creciente entre las empresas involucradas en la informática móvil y las aplicaciones comerciales en particular.

En medio de la creciente recopilación y análisis de datos, uno de los principales objetivos de la realidad aumentada es resaltar aspectos específicos del mundo físico, aumentar la comprensión de esos aspectos y obtener una visión inteligente accesible que se pueda aplicar a las funciones del mundo real. Estos macrodatos pueden ayudar a guiar la toma de decisiones de las empresas y obtener información sobre los hábitos de gasto de los consumidores, entre otras cosas.

Conclusiones clave

  • La realidad aumentada (RA) implica la superposición de información visual, auditiva u otra información sensorial sobre el mundo para mejorar la experiencia humana.
  • Los minoristas y otras empresas pueden utilizar la realidad aumentada para promocionar productos o servicios, lanzar campañas de marketing novedosas y recopilar datos de usuarios únicos.
  • A diferencia de la realidad virtual, que crea su propio entorno cibernético, la realidad aumentada se suma al mundo tal como es.

Comprensión de la realidad aumentada

La realidad aumentada continúa desarrollándose y se vuelve más frecuente entre una amplia gama de aplicaciones. Desde sus inicios, los especialistas en marketing y las empresas de tecnología han tenido que resistirse a la idea de que la realidad aumentada es poco más que una herramienta de marketing. Sin embargo, existe evidencia de que los consumidores están comenzando a hacer un uso tangible de esta funcionalidad y lo esperan como parte de su proceso de compra.

Por ejemplo, algunos de los primeros en adoptar en el sector minorista han desarrollado tecnologías diseñadas para mejorar la experiencia de compra del consumidor. Al incorporar la realidad aumentada en las aplicaciones de catálogo, las tiendas permiten a los consumidores imaginar cómo se verían diferentes productos en diferentes entornos. En el caso de los muebles, los compradores apuntan la cámara a la habitación correspondiente y el producto es visible en primer plano.

En otros lugares, los beneficios de la realidad aumentada podrían extenderse al sector de la salud, donde podría desempeñar un papel mucho más importante. Una forma sería a través de aplicaciones que permitan a los usuarios ver imágenes en 3D muy detalladas de varios sistemas corporales mientras se mueven alrededor de su dispositivo móvil sobre una imagen de destino. Por ejemplo, la realidad aumentada puede ser una poderosa herramienta de aprendizaje para los profesionales médicos durante su formación.

Algunos expertos han especulado durante mucho tiempo que los dispositivos consumibles podrían ser pioneros en la realidad aumentada. Si bien los teléfonos inteligentes y las tabletas representan una pequeña parte del panorama del usuario, las gafas inteligentes, por ejemplo, pueden proporcionar una conexión más completa entre los reinos reales y virtuales si se desarrollan lo suficiente como para ser convencionales.

Realidad aumentada vs realidad virtual

La realidad aumentada utiliza el entorno del mundo real y coloca información virtual encima para mejorar la experiencia.

Por el contrario, la realidad virtual sumerge a los usuarios, lo que les permite «vivir» en un entorno completamente diferente, especialmente un entorno virtual creado y entregado por computadoras. Los usuarios pueden sumergirse en una escena animada o en una ubicación real fotografiada e incrustada en una aplicación de realidad virtual. A través de un visor de realidad virtual, los usuarios pueden mirar hacia arriba, hacia abajo o de cualquier forma, como si realmente estuvieran allí.