Socio general

¿Qué es un socio general?

Un socio general es uno de dos o más inversores que son propietarios de una empresa de forma conjunta y asumen un papel cotidiano en su gestión.

Un socio general tiene la autoridad para actuar en nombre de la empresa sin el conocimiento o consentimiento de los otros socios. A diferencia de un socio comanditario o silencioso, el socio general puede tener una responsabilidad ilimitada por las deudas de la empresa.

[Important: The general partner shares the expenses and responsibilities of operating the business and shares in the profits if it is successful.]

Cómo funciona un socio general

Una sociedad es cualquier entidad comercial que forma al menos dos personas que acuerdan crear una empresa y compartir sus gastos y ganancias.

Un acuerdo de asociación es particularmente atractivo para los profesionales legales, médicos y creativos que prefieren ser sus propios jefes pero que buscan expandir su alcance comercial. Una asociación también ofrece un fondo de inversión para construir y mantener un negocio a una escala que puede ir más allá de los recursos de una persona.

En tales casos, cada profesional se convierte en socio general según los términos del acuerdo de asociación. Comparten los costos y responsabilidades de operar el negocio y comparten las ganancias si tienen éxito.

Los socios generales generalmente aportan conocimientos y habilidades especializadas a la asociación y agregan contactos y clientes. Dado que los socios generales comparten las responsabilidades de gestión, cada uno tiene más tiempo para ejercer sus funciones profesionales.

Desventajas del socio general

Un socio general puede ser personalmente responsable de las responsabilidades de la sociedad. Por ejemplo, un paciente podría demandar a un médico por negligencia médica. En algunos casos, los tribunales han permitido que el cliente proceda contra todos los socios generales en la práctica médica.

Si el tribunal dicta una sentencia a favor del cliente, todos los socios generales serían financieramente responsables. De hecho, el socio general con la mayor cantidad de dinero invertido en el negocio puede enfrentar una mayor proporción de la multa que el socio general cuya demanda causó la injusticia.

Si alguna vez se requiere que un socio general cumpla con las obligaciones financieras de la sociedad, sus activos personales pueden estar sujetos a liquidación.

En el caso de una sociedad limitada, solo uno de los socios se convertirá en socio general y los demás tendrán responsabilidad limitada. Es decir, su responsabilidad por la deuda se limita a cuánto han invertido en el negocio. Un inversor en el negocio es principalmente un socio limitado que no participa activamente en sus operaciones.

Conclusiones clave

  • Un socio general es propietario parcial de un negocio y comparte sus ganancias.
  • Un socio general es a menudo un médico, abogado u otro profesional que se ha asociado con el fin de permanecer independiente como parte de una empresa más grande.
  • El socio general puede ser considerado personalmente responsable de las deudas de la empresa.