En este momento estás viendo Zona económica especial (SEZ)

¿Qué es una Zona Económica Especial (ZEE)?

Una zona económica especial (ZEE) es un área de un país que está sujeta a diferentes regulaciones económicas que otras regiones del mismo país. Las regulaciones económicas de las ZEE generalmente ayudan a atraer y atraer inversión extranjera directa (IED). La IED se refiere a cualquier inversión realizada por una empresa o individuo en un país en interés de una empresa ubicada en otro país.

Cuando un país o un individuo realiza negocios en una ZEE, generalmente existen beneficios económicos adicionales para ellos, incluidos incentivos fiscales y la oportunidad de pagar tarifas más bajas.

Conclusiones clave

  • Una zona económica especial (ZEE) es un área de un país que está sujeta a diferentes regulaciones económicas que otras regiones del mismo país.
  • Las regulaciones económicas de las zonas económicas especiales (ZEE) generalmente ayudan a atraer y atraer inversión extranjera directa (IED).
  • Las zonas económicas especiales (ZEE) generalmente se crean con el fin de facilitar el rápido crecimiento económico al aprovechar los incentivos fiscales para atraer la inversión extranjera y estimular el progreso tecnológico.
  • Si bien muchos países han establecido zonas económicas especiales (ZEE), China ha tenido más éxito en el uso de ZEE para atraer capital extranjero.

Comprensión de las zonas económicas especiales (SEZ)

Las zonas económicas especiales se crean normalmente para facilitar el rápido crecimiento económico en determinadas regiones geográficas. Este crecimiento económico se logra aprovechando los incentivos fiscales como una forma de atraer dólares extranjeros y avances tecnológicos.

Las ZEE pueden aumentar los niveles de exportación para el país implementador y otros países que le suministran productos intermedios. Sin embargo, existe el riesgo de que los países abusen del sistema y lo utilicen para mantener barreras protectoras (en forma de impuestos y tasas). Las ZEE pueden crear un alto nivel de burocracia debido a sus requisitos regulatorios. Esto puede tener el efecto de desviar el dinero del sistema, haciéndolo menos eficiente.

Si bien existen beneficios para las empresas, personas o entidades que operan dentro de una ZEE, los beneficios macroeconómicos y socioeconómicos para un país que utiliza una estrategia de ZEE están en debate.

Las primeras ZEE aparecieron a finales de la década de 1950 en los países industrializados. Están diseñados para atraer inversión extranjera de corporaciones multinacionales. El primero fue en el aeropuerto de Shannon en Clare, Irlanda.En la década de 1970, las ZEE se establecieron en países de América Latina y Asia Oriental.

porcelana

Si bien muchos países han establecido las ZEE, China ha tenido más éxito en el uso de las ZEE para atraer capital extranjero. Las primeras cuatro zonas económicas especiales de China se crearon en 1979 en la región costera del sureste: Shenzhen, Zhuhai y Shantou en la provincia de Guangdong y Xiamen en la provincia de Fujian.

China agregó la isla de Hainan a su lista de ZEE en 1983.El éxito de las ZEE originales llevó al gobierno a crear 14 «ciudades costeras abiertas» en 1984. Estas ciudades como ZEE tienen ventajas similares, como el poder de aprobar proyectos de inversión, ofrecer incentivos a los inversores extranjeros e importar equipos y tecnología a bajo precio. .Dentro de China, las ZEE actúan esencialmente como entornos económicos liberales que promueven la innovación y el progreso. El gobierno chino continúa permitiendo que estos distritos ofrezcan incentivos fiscales a los inversores extranjeros como una forma de desarrollar aún más la infraestructura de estas regiones.

En el caso de China, los economistas de la corriente principal están de acuerdo en que las ZEE del país han ayudado a liberalizar el estado tradicional. Sin las ZEE, es posible que China no pueda implementar con éxito el mismo nivel de reforma nacional.